DÍA DEL NIÑO:

CELEBRALO EN FAMILIA

Además de los regalos, otros elementos imprescindibles para festejar este día son el afecto y la calidez del grupo familiar. Para pasar un día del niño inolvidable, te mostramos aquí algunas propuestas divertidas y aptas para realizar en grupo… ¡y divertirse todos juntos!
El Día del niño, como lo indica su nombre, es un evento que se celebra mundialmente para homenajear a los pequeños del planeta y recordar los derechos de la niñez: a la salud, a la educación a jugar, a estar protegidos de la violencia, a ser escuchados y a no ser discriminados. Y de esa manera, promover su bienestar. Desde 1954, la ONU recomendó establecer un día especial. Sin embargo, cada país tiene su propia fecha: en Argentina se celebra el tercer domingo de agosto, que ya está casi entre nosotros. Aquí te recomendamos algunos planes para que los chicos celebren su día acompañados de su grupo familiar.

1. Sorprendé a los chicos con un regalo especial. Los regalos son una tradición internacional, y no hace falta gastar mucho dinero: la esencia del Día del Niño no implica extravagancias. Con un presupuesto modesto podés sorprender a tu pequeño o pequeña con un muñeco de su programa televisivo o dibujo animado favorito, o un buen libro, o una caja de pinturitas si es que le gusta dibujar: el punto es que sea algo que realmente le guste.

2. Hagan actividad física. Ponete la camiseta de tu equipo preferido y convertite en un compañero de juegos en la plaza o en el jardín de tu casa: fútbol, básquet, voley o juegos grupales como la mancha o la escondida… Y si querés probar algo nuevo, es posible explorar el yoga para niños, una disciplina milenaria que ofrece múltiples beneficios físicos y mentales a quien la práctica.

3. Planten un árbol. Si tenés un jardín, plantar un árbol y supervisar su crecimiento es una de las cosas más simples y más efectivas que cualquiera puede hacer para combatir el cambio climático. Además, preocuparse por otra vida le permite a los niños desarrollar su sensibilidad.

4. Organizá una piñata en la plaza. Si el clima lo permite, ¿por qué no involucrar a todo el barrio en tu celebración del Día del Niño? Llená una piñata con dulces y pequeños juguetes (en cualquier casa de cotillón podés reemplazarla por un globo, más barato e igual de divertido) y llevala a la plaza para que tus hijos y sus amigos la disfruten, con los ojos vendados y tratando, por turnos, de golpearla con un palo para que lluevan sorpresas y alegrías.

5. Transmitiles una receta familiar. ¿Qué cocinaban –o cocinan- en tu familia en una fecha especial? Desde una sencilla pizza hasta platos étnicos y ancestrales, una buena idea es pasar este día cocinando juntos y transmitiéndoles las recetas que preparaban tus padres, tíos o abuelos… ¡y luego disfrutar los platos!

6. Organizá una salida especial. Todos los chicos, sin importar su edad, quieren pasar momentos especiales junto a sus padres, aún los adolescentes más rebeldes, (aunque jamás te lo admitan en voz alta). Hacer una escapada en auto, ir a un parque de diversiones o al cine, jugar al bowling o patinar sobre hielo, ir a un partido de fútbol u otro deporte, ¡lo que sea que ponga en marcha a tus pequeños!

TIP DIA: Para la psicopedagoga cordobesa Liliana González el mejor regalo para los chicos es que los adultos les dediquen tiempo, no importa cuánto. “Media hora, una hora, pero tiempo para vos, sin conectarme con ninguna otra cosa, para escucharte, para ver cómo estás, quiénes son tus amigos, cuáles son tus sueños, creo que ese es el mejor regalo”, explicó al diario Clarín.