CÓMO APOYAR A UN SER QUERIDO

QUE INICIA UNA DIETA SIN GLUTEN

Si alguien cercano a nosotros ha sido diagnosticado con celiaquía y está lidiando con restricciones dietéticas, puede ser difícil apoyarlo. Preparar una cena, ir a un restaurante, planear la compra semanal, todo tiene sus bemoles, pero a no desesperar: te mostramos qué podés hacer para que tu pareja, familiares o amigos se sientan seguros, cómodos y acompañados en este cambio trascendental en sus vidas.

 

  1. Brindá apoyo emocional. Recibir el diagnóstico de enfermedad celíaca puede ser muy difícil de sobrellevar. Toda la vida cambia. Comer ya no es la actividad despreocupada que solía ser y hacer compras, salir a comer y viajar se vuelve mucho más difícil. No es sorprendente que cada tanto todo esto se vuelva abrumador y cause depresiones por las limitaciones que la nueva dieta impone. Como familiar cercano o amigo, tenés que ser amable, paciente y comprensivo: los celíacos recién diagnosticados pasan por un período de duelo; van a estar bien, claro, pero necesitan tiempo y todo nuestro afecto y apoyo.

 

  1. Educate sobre la enfermedad. Aprender lo más posible sobre la enfermedad celíaca es una de las formas más útiles para apoyar a su ser querido. Investigá donde quieras: libros, blogs, foros, consultando a médicos… Si comprendés cabalmente cómo funciona la enfermedad celíaca y qué le sucede a un celíaco cuando come gluten, estarás en una mejor posición para apoyar a su ser querido en la transición a su nuevo estilo de vida. Saber que no necesitan enfrentar esto solos y que hay otra parte conocedora y solidaria es más útil para ellos de lo que te puedas imaginar.

 

  1. Hagan cambios juntos. Cuando vivís con la persona que padece la enfermedad, podés asegurarte de que siempre haya alimentos y refrigerios sin gluten disponibles. Sin embargo, lo mismo ocurre con amigos y otras personas. También es una buena idea tener opciones sin gluten en casa cuando tus amistades celíacas son visitantes frecuentes. Si bien es innecesario, las personas más dedicadas a menudo también inician una dieta sin gluten para acompañar a sus parejas.

 

  1. No controles. A veces, en nuestra ansiedad por apoyar y proteger a nuestros seres queridos, podemos pasarnos de la raya, lo que solo contribuirá a irritarlos y crear mal clima. Recuerde que estás tratando con adultos que deben tomar sus propias decisiones cuando se trata de llevar una alimentación saludable y evitar el gluten. Tratá de evitar el autoritarismo cuando advierta la presencia o posibilidad de contenido de gluten en los alimentos. El apoyo siempre es bienvenido, las órdenes pueden no serlo.

 

  1. Adaptarse, no separarse. A veces, el diagnóstico de enfermedad celíaca hace que otros dejen de invitar a sus amigos o familiares a cenar, pasar el rato o comer una pizza. No hay necesidad de hacer esto. Simplemente llamar con anticipación a restaurantes para asegurarse de que tengan opciones sin gluten o hacer pedidos a establecimientos de comida sin gluten, son formas simples de que tus amigos y familiares disfruten de las mismas cosas que vos.

 

  1. Configurá zonas sin gluten. Lo que al principio puede parecer exagerado, en realidad significa estar a salvo. Delimitar las áreas de la cocina que solo se utilizarán para almacenar o preparar alimentos sin gluten es un buen comienzo. Recordá que incluso la menor cantidad de gluten, como las migas sobrantes en una tostadora, puede causar grandes problemas. En tal sentido, tener áreas de cocción, utensilios y electrodomésticos separados no es infrecuente ni injustificado.

 

  1. Considerá sus necesidades en eventos grupales. Cuando la gente sigue una dieta especial, puede sentirse excluida en eventos grupales. Por ejemplo, si hacés una reunión de amigos y todos los aperitivos contienen gluten, tus amistades con enfermedad celíaca pueden sentirse excluidas de la diversión. Si sabés que alguien sigue una dieta especial, pensá también en satisfacer sus necesidades.

 

  1. Planificá salidas que no giren en torno a la comida. Si te reunís con un grupo de amigos y varios tienen enfermedad celíaca u otra condición que requiera restricciones dietéticas, puede ser difícil encontrar un restaurante que satisfaga las necesidades de todos. En cambio, tratá de planificar eventos que no se centren en la comida, como un paseo grupal en bicicleta, una tarde en el cine, recorrer un museo o ir a un concierto.

TIP DIA: Recordá que en DIA desarrollamos una familia de más de 70 productos libres de gluten de excelente calidad y al mejor precio. Estos productos no contienen trigo, centeno, cebada, avena, ni derivados. Los alimentos sin TACC están indicados para el tratamiento de la Enfermedad Celíaca y la Sensibilidad al Gluten No Celiaca. ¡Probá los productos marca DIA sin TACC y disfrutá de la mejor calidad sin pagar de más!

Conocé los productos Marca DIA
SIN TACC haciendo clic acá